Cuando comenzamos con un nuevo proyecto, o simplemente decidimos buscar debajo del polvo, nos encontramos con la dificultad que conlleva definir los objetivos de lo que pretendemos hacer. No nos equivoquemos con las metas, estos derivan de las segundas y son un punto clave para llegar al destino final.

Una metodología sencilla y eficaz para definir objetivos es la denominada SMART: teniendo claro hacia dónde nos queremos dirigir, nos plantamos con esta plantilla de trabajo, y vemos que esta nos ayuda a estructurar los objetivos paso a paso consiguiendo resultados que sorprenderán.

  

Metodología SMART para definir objetivos: Específicos, medibles, alcanzables, realistas y delimitados en el tiempo

Desgranando la metodología SMART (de las siglas en inglés), encontramos que cada letra tiene una terminología que ayuda a definir en algún sentido nuestro objetivo, así que profundizamos en ello:

En la letra “S” nos encontramos la palabra especifico, es decir, nuestros objetivos deben estar bien focalizados, de forma clara y precisa. Aquí nos podemos preguntar qué es lo que buscamos o qué queremos conseguir con él. Es importante destacar la regla de las 5W: when, why, where, who, what y como último acompañante “how” .

La “M” nos viene a decir que busquemos objetivos medibles, del inglés “measurable”. Sin duda debemos saber cómo llegar a nuestros objetivos,  por ello debemos conocer nuestro estado en cualquier momento, y tener a disposición datos que nos ayuden en esta tarea.

En la “A” aparece el término alcanzable. Obviamente debemos fijar objetivos que sean razonables, conociendo nuestros recursos tangibles y no tangibles seremos capaces de marcar nuestras debilidades y fortalezas (sería interesante realizar un análisis DAFO como referencia) y proponer unos objetivos realizables.

También deben ser objetivos realistas, letra “R“, que en la empresa exista un grado de implicación hacia el logro de objetivos y búsqueda de un éxito común, clave en este como anteriormente es saber de qué recursos disponemos, no podemos marcarnos objetivos tan ambiciosos que no seamos capaces de alcanzar, sino que se deberán alcanzar con lo disponible en la empresa.

Por último, los objetivos tienen que estar delimitados en el tiempo, letra”T“, del inglés time bound. Hay que fijar una fecha de inicio y una fecha de final. Sin duda, no podemos permitir que se alarguen en el tiempo indefinidamente y nunca los alcancemos. Acotar temporalmente nuestros proyectos supone una dedicación e implicación por parte del personal importante, pero cuando se tiene una convicción de alcanzar lo buscado se cumple con facilidad.

Vemos que poniendo nuestros propósitos y esta plantilla juntos, la definición de objetivos es de fácil ejecución, viéndose de forma más clara el cómo podemos alcanzar esos propósitos.

Autor: Rodrigo González González

Grupo PDCA Home



Comentarios

  1. It makes me happy that you have liked my post, I hope that you folllow the website and one day writte a post. thank you very much.

  2. […] los objetivos de marketing que queremos alcanzar. Para ello puedes leer estos dos artículos: Objetivos SMART e Indicadores […]

  3. […] para la gestión de procesos, o Key Perfomance Indicators), los Cuadros de Mando Integral, o el método SMART para fijar objetivos. También tiene ciertas similitudes conceptuales con la filosofía que hay […]

  • Síguenos en...

    Seguir a PDCA Home en Facebook

  • Archivos

  • Usuarios

  • Tweets